Pascual pide normar presencia militar en calles

Posted on 12 marzo, 2010

0


Lo interesante de esta nota, no es lo que Carlos Pascual dice… sino:

1. Quién es él.

2. La actitud de los senadores y el embajador.

Leamos…

http://www.eluniversal.com.mx/nacion/176232.html

El gobierno de Washington advirtió al Senado mexicano que para poder avanzar en nuevos esquemas de cooperación en el combate al crimen organizado y el narcotráfico, es necesario definir el marco jurídico de la participación del Ejército en actividades de seguridad pública, garantizar el respeto a los derechos humanos en la estrategia de seguridad y mejorar los cuerpos policíacos a nivel municipal y estatal.

El embajador de Estados Unidos en México, Carlos Pascual, se reunió con los integrantes de la Mesa Directiva y la Junta de Coordinación Política del Senado para ofrecer un diagnóstico detallado de la Iniciativa Mérida.

Pero los senadores pusieron sobre la mesa las omisiones del gobierno de Estados Unidos en la lucha contra el narcotráfico, la ausencia de cabildeo ante el Congreso estadounidense para lograr una reforma migratoria, así como las restricciones a la importación del camarón mexicano y el tráfico de armas al país.

“(El embajador) refirió que ellos estarían dispuestos a seguir coadyuvando y cooperando en distintos rubros y eventualmente también podría ser una cooperación en este tema específico del combate a la seguridad y delincuencia organizada, una vez que nosotros definamos, los mexicanos, temas sustantivos de cómo vamos a funcionar, por ejemplo, en materia policial, siempre, les dijo, ustedes habrán de definir qué hacer para adelante”, detalló el vicecoordinador del PRD, Silvano Aureoles.

El senador Ricardo Monreal dijo que el embajador Pascual les adelantó que la presentación de una posible reforma migratoria en Estado Unidos se pospone cuando menos hasta 2012, pues este año hay elecciones en ese país y se trata de un tema que genera mucha polémica por lo cual quedará pendiente.

El tono de los cuestionamientos fue respetuoso, pero Carlos Pascual tuvo que hacer referencia a su época de estudiante en Italia, cuando habitualmente veía el óleo “El Martirio de San Sebastián” —mártir italiano herido por flechas en el pecho— para indicar que se sentía agobiado por la cascada de preguntas.

A la reunión asistieron: del PAN, Gustavo Madero y Ricardo Cervantes; del PRI, Manlio Fabio Beltrones, Melquiades Morales, Cleominio Zoreda y Francisco Arroyo; del PRD, Silvano Aureoles y Arturo Núñez; del PT, Ricardo Monreal; del PVEM, Arturo Escobar. Al final llegaron las senadoras del PAN, Martha Sosa, y del PVEM, Ludivina Menchaca. EL UNIVERSAL conversó con siete de ellos.

El diplomático acudió con dos representantes del Departamento del Estado y uno de la agencia antidrogas estadounidense (DEA por sus siglas en inglés).

Carlos Pascual expuso a los senadores las bondades de la Iniciativa Mérida, y en ese marco invitó a los senadores a aprovechar su próxima visita al cuartel militar del Comando Norte (Northcom) del gobierno de Estados Unidos para conocer el modelo del fuero militar en el país vecino del norte.

Hechos:

1. Carlos Pascual es un experto en estados fallidos.

Algunas notas:

  • Fue coordinador de asistencia de los Estados Unidos para Europa y Eurasia en 2003 (manejó las estrategias de asistencia regional para promover estados democráticos y orientados al mercado)
  • Del 2000 a agosto de 2003, fungió como embajador de los Estados Unidos en Ucrania.
  • De julio de 1998 a enero de 2000, fue asesor especial del presidente, y director ejecutivo del Consejo de Seguridad Nacional para Rusia, Ucrania y Eurasia.
  • De 1995 a 1998 había sido director para esa misma región.
  • De 1983 a 1985, el Embajador Pascual trabajó para USAID en Sudán, Sudáfrica y Mozambique, y llegó a fungir como administrador adjunto para Europa y Eurasia.
  • En abril de 2005, tras la creación de la Oficina para la Coordinación de Reconstrucción y Estabilización del Departamento de Estado, la periodista y activista Naomi Klein escribió sobre Pascual: “Acorde con un gobierno que se dedica perpetuamente a la deconstrucción preventiva, ahora tenemos una oficina permanente para la reconstrucción preventiva. Lejos están los días en que esperábamos a que las guerras estallaran y luego detallábamos un plan ad hoc para ir a recoger lo que quedara.

http://www.jornada.unam.mx/2009/03/27/index.php?section=politica&article=007n1pol

http://www.usembassy-mexico.gov/sAmb_bio.html

2. La actitud tanto de los embajadores como la del senador dejan preguntarse varias cosas:

  • Estados Unidos está “apoyando” a México con la guerra contra el narco, y el embajador se entrevista con ellos para dar “consejos” y mostrar la “ayuda” que Estados Unidos brinda (desinteresadamente y bondadosamente) con la iniciativa Mérida. Entonces, uno se pregunta… ¿Cuál es el papel de este embajador realmente? (Pista: veámos su currículum).
  • ¿Cuál es el motivo de la exigencia de los senadores al embajador de Estados Unidos? ¿Discutir el narco o todos los demás temas? ¿Hablemos de los problemas y conflictos de hoy, del pasado y de mañana, por qué no? Pensaron los senadores. Aprovechemos esta oportunidad de oro.
  • ¿Ahora Estados Unidos es responsable del narco, de la migración, del camarón que no pasa? Aquí sí hay una papa caliente y ya la aventaron muy… muuy lejos.
  • En lugar de concentrarse en el tema de la discusión, se pierden en callejones sin salida, como hablar del tema de la reforma migratoria. ¡Por dios! Un poco de sentido común, ¿quién haría una reforma migratoria con un estado fallido?
  • Y eso nos lleva a otra pregunta: para ingenuos, ¿los políticos o nosotros?

Resulta inútil responsabilizar a alguien más. Ni el chavo del ocho, ni el santo van a venir a salvarnos. Para eso tenemos manos y piernas. Necesitamos tomar las responsabilidades y exigir los derechos. Esto es una forma de vida que la política y nosotros como población podemos aprender.

Una frase dice, los pueblos tienen los gobiernos que se merecen. ¿Dudar si es cierto? Esa pasividad en nuestro carácter se refleja en el gobierno, en el presidente y en nosotros.

Está bien. Lo estamos cambiando:

El primer paso es informarnos. Luego podremos tomar una opinión, una decisión informada…  y actuar.

Actuar juntos.

Coraje civil.

Anuncios