Más coches bomba… la amenaza.

Posted on 20 julio, 2010

0


Publicado en Por Esto el 19 de julio:

Sicarios de la Línea, el brazo armado del Cártel de Juárez, el mismo que se reivindicó el atentado del pasado jueves 15, amenazaron con colocar otro coche-bomba en los próximos 15 días, en caso de que las autoridades policiacas no actúen penalmente en contra de los “federales corruptos”, a quien acusaron de brindar protección a la gente de Joaquín El Chapo Guzmán.

Dirigido al FBI y a la DEA, el narcomensaje apareció la noche del pasado domingo en la barda de una escuela primaria ubicada en las calles de Jesús Escobar y Municipio Libre, colonia Leyes de Reforma, de Ciudad Juárez, Chihuahua, donde apareció una “pinta” con amenazas para otro coche-bomba en caso de que no haya detención de federales corruptos. Asimismo se hizo un llamado al FBI y DEA para que investiguen.

Dice a la letra el mensaje:

“FBI y DEA, ponganse (sic) a investigar a las autoridades que le dan apoyo al cártel de Sinaloa, porque si no les vamos a poner carros bomba a esos federales.

“Si en 15 días no hay respuesta de detención de federales corruptos vamos a poner un carro con 100 kilos de C-4”.
En relación con el atentado del pasado jueves 15, las autoridades federales corroboraron que la victima que se encontraba con el uniforme de la policía municipal fue un señuelo de los criminales.

Dicho sujeto era mecánico y fue privado de la libertad horas antes del ataque en la colonia 16 de Septiembre. Esa persona fue identificada con el nombre de César Gamiño Aviña, de 31 años, quien era el propietario de un taller mecánico ubicado en las calles Costa Rica e Ignacio Mejía.

Al momento de ser privado de la libertad, el hombre se encontraba en las calles Isla Hawaii e Isla Ascensión en la colonia 16 de Septiembre, según se sabe ahora.

Según el alcalde de Juárez, José Reyes Ferriz, el mecánico fue vestido con el uniforme de la Secretaría de Seguridad Pública Municipal para ser utilizada como señuelo por el grupo criminal que colocó un coche-bomba durante el atentado perpetrado contra los elementos de la Policía Federal.

En el caso del agente federal Ismael Valverde Solares, de 31 años, se dio a conocer que murió por shock hipovolémico consecutivo a laceración hepática producida por un objeto explosivo, mientras que el doctor José Guillermo Ortiz Collazo de 50 años, pereció por politraumatismo.

Los dos primeros fallecieron en el cruce de la avenida 16 de Septiembre y calle Bolivia en la colonia Partido Romero y posteriormente el grupo delictivo La Línea se atribuyó la agresión mediante una “pinta” realizada en el bulevar Zaragoza y avenida Tecnológico, que advertía de más ataques contra corporaciones policiacas y de la existencia de más coches bomba.

El mensaje.

La respuesta.

¿Y creíamos que ya no podrían sorprendernos?

¿Que después de los descuartizados, torturados y destazados… ya más terror no era posible?

¡México, vamos por más!

Anuncios
Posted in: Chihuahua