El pederasta.

Posted on 23 septiembre, 2010

0


Si lo ves, ¡Denúncialo! Pero no en Jalisco porque es Procurador de Justicia.

Este es el pederasta, uno de muchos. Se llama Tomás Coronado Olmos.

Es un representante de uno más de los personajes de la lotería mexicana. La verdadera.

El pederasta ejerce un puesto grande, procurador de justicia. El pederasta es protegido por su gobernador, el de Jalisco. Hágame usted el favor, es el colmo de los colmos.

Ha sido encontrado en orgías, violando menores, involucrado en la trata de menores. Ha sido acusado por un ex subprocurador por estos hechos.

¿Y qué hace la justicia en México?

Nada.

¿Y nos sorprendemos del narco?

¿Cómo señores? ¿Cómo sorprenderse de los crímenes del narco con esta realidad?

El caso tiene desde mínimo el 2007.

Esta es una pequeña cronología de noticias que hemos encontrado, acusando y reportando sobre las irregularidades en las acciones del señor Procurador de Justicia de Jalisco.

Por cuestiones de espacio y tiempo, solamente mencionamos los titulares y los vínculos a las noticias. Sírvase usted a leer la terrible y horrorosa historia de Tomás Coronado Olmos, el pederasta:

–  Nota de La Jornada publicada el 21 de diciembre del 2007, titulado “En entredicho los derechos de las mujeres y las niñas en Jalisco”.

–  Nota de La Jornada publicada el 9 de enero del 2008, titulada “Reconoce Emilio que Coronado Olmos sí participó en una fiesta con menores de edad”.

–  La protesta de la sociedad, publicado en Youtube el 24 de enero del 2008:

–  Las noticias en la radio, publicado en Youtube el 6 de octubre del 2008:

–  Nota de El Respetable publicada el 1ero de febrero del 2009.

–  Nota de Proceso publicada el 25 de abril del 2010 y titulada “Los Crímenes del Procurador”

Publicado en el semanario Proceso Jalisco (edición 285 del 25/04/2010)

–  Nota de Proceso publicada el 30 de abril del 2010 y titulada “Cacería” en la Procuraduría de Jalisco contra “filtradores” de información a Proceso”.

–  Nota de SDPNoticias publicado el 17 de septiembre del 2010 titulada “Que siempre si habrá línea de investigación sobre pederastia Tomás Coronado Olmos”.

–  Nota del Blog Naconius México MNN publicado el 20 de septiembre del 2010 y tomada de El Universal y escrita por Lydia Cacho. Esta nota la publicamos completa y es la última que hemos encontrado, se títula “Gonzalez Marquez y Coronado Olmos Pederastas. Otra del góber piadoso”, y dice así:

Las dos niñas, de 14 años, estaban rodeadas de ocho adultos cuando la policía municipal de Tlajomulco, Jalisco, entró luego de recibir una llamada de los vecinos que corroboraron la versión de que en esas casas de interés social operaba una red de tratantes de menores. Las dos pequeñas estaban entre otros 13 menores en la casa de Jorge Arturo López Murillo, quien primero amenazó a los policías con un arma y después les quiso sobornar.

Los agentes llevaron a cabo un operativo bien organizado, en cuanto sometieron a los ocho adultos recibieron la oferta; a cambio de su libertad y silencio les ofrecieron tener sexo con las pequeñas. Los policías se rehusaron y cubrieron los cuerpos de las niñas que yacían desnudas. Las menores estaban drogadas. Cuando los policías las protegieron, en lugar de aliarse con los explotadores, ellas les explicaron que el dueño de la casa las había hecho adictas al tonsol (un disolvente más potente que el thinner, comúnmente utilizado por zapateros y que se vende con menos restricciones que los inhalantes comúnmente relacionados con las adiciones de menores en situación de calle). “Con el toncho no sentimos nada”, dijeron las pequeñas aliviadas al ser recatadas.

Los policías llevaron a los detenidos a la Procuraduría de Justicia del Estado, donde a pesar de la evidencia y los testimonios, el delegado de la Procuraduría, José Armando Yáñez Navarro, declaró: “No hay elementos para presumir delitos de naturaleza sexual, las 15 menores de edad retenidas negaron que hubiera existido abuso sexual […] estaban ahí por su voluntad, participando en una fiesta”.

Según testigos de la propia procuraduría estatal, a las víctimas se les trató con el desprecio con que “se trata a las prostitutas adultas”, las amenazaron con hacerles estudios ginecológicos para saber si las había violado, y ellas lo único que querían era irse a casa. Frente a ellas, Yáñez Navarro declaró lo que luego repitió a los medios de comunicación: “El hecho de que pudieran estar desnudas las chamaquitas no implica un delito de ningún tipo” (aunque los adultos que las retenían fueran mayores de 45 años). Los policías insistieron en que el hecho constituía el delito federal de trata de personas, pero la Procuraduría estatal, a cargo de Tomás Coronado, dejó ir a los detenidos, excepto a dos, acusados también de robo.

Los policías Aurelio Hernández, José Ángel García Mercado y Víctor Padilla Ortiz declararon que los adultos tenían al grupo de adolescentes y niñas en su casa, en donde encontraron objetos robados. Algunos vecinos aseguran que el propietario de la casa maneja una red de tratantes de menores para fines de explotación para la mendicidad y el robo, además de la explotación sexual; delitos tipificados como graves en la ley federal.

La Procuraduría fue demasiado rápida en desacreditar la existencia del delito de trata. Si el procurador Coronado (a quien se ha vinculado desde su nombramiento con delitos de abuso de menores en Guadalajara) fuese un servidor público responsable, habría pedido asistencia a la Fiscalía que atiende la trata de mujeres y niñas (Fevimtra) y una vez dando la protección y asistencia a las víctimas, junto con el testimonio de los notables policías, Jalisco tendría un caso ejemplar de persecución de trata de menores y atención a las víctimas. Pero es obvio que al góber piadoso y a Coronado el abuso de menores les tiene sin cuidado. ¿Por qué su silencio?

—Lydia Cacho

En el blog de Naconius México MNN, luego de esta nota y en el mismo post se incluye otro artículo de Proceso donde se acusa nuevamente a Tomás Coronado Olmos de pederasta. La historia es larga, y la defensa es que es otro complot más para desprestigiar a un político, que hay cintas grabadas con los hechos, que el hecho de estar en una fiesta con menores no significa que Coronado Olmos participó en el delito.

El caso aún vigente.

La justicia en México no existe y nunca existió. Los que se andan matando lo saben y esta es su venganza.

Nuestra venganza.

Acabemos con todo, con todos.

¿Qué más da en el país de no pasa nada?

Curioso dato, ¿Televisa y TvAzteca hablan de esto? ¿Y Milenio, El Sol, Reforma?

Al parecer no, al menos no encontramos notas al respecto de estos medios.

Por lo pronto, la lotería mexicana… corre

¡y se

va corriendooo!

(Viva el Bicentenario)

Anuncios